Trucos Para Combinar Colores, Texturas y Mobiliario

Combinación de colores

El truco está en elegir los colores que te gustan y mezclarlos en una combinación placentera. Elegir los colores es uno de los grandes problemas a la hora de decorar una casa. Los colores tienen el poder de cambiar el tamaño visual de los muebles y de la habitación.

Elige primero los muebles y después el color con el que vas a pintar, ya que muebles y telas vienen en menor gama de colores que la pintura. Así no te equivocarás con el color de las paredes.

Imagen por Marco Belluci

Limita el número de colores a no más de tres o cuatro, para conseguir armonía en la estancia. Demasiados colores pueden hacer que una habitación parezca desordenada o abarrotada.

La pintura es relativamente barata y transforma una habitación más deprisa que cualquier cosa que puedas hacer, así te puedes permitir experimentar un poco.

Los colores fríos (parte izquierda del círculo cromático) le dan a las estancias un aire ligero y fresco. Hacen que las habitaciones parezcan mayores y más brillantes.

Los colores cálidos (parte derecha del círculo cromático) le dan a las estancias un aire sofisticado y cálido, dan a las habitaciones un aspecto más íntimo. A continuación te muestro una simbología de los colores principales:

Rojo: para aumentar la energía de la habitación.

Amarillo: comunica felicidad y da luminosidad

Azul: Baja la presión arterial, la respiración y el ritmo cardíaco

Verde: El más apacible para la vista. Apropiado para casi cualquier estancia.

Violeta: Rico, sofisticado, asociado con el lujo y la creatividad.

Naranja: Evoca entusiasmo y excitación. Es un color energético.

Los colores neutros; blanco, negro, gris… puedes combinarlos con lo que quieras. Son básicos para la decoración. Son muy flexibles. Añade color para darles vida o úsalos para frenar el exceso de color.

Decora tus paredes con Allposters

Para los principiantes recomiendo esto: para combinar colores correctamente, mezcla cálidos con cálidos y fríos con fríos.

Esto no es una regla inflexible, pero intenta que los colores predominantes en una habitación sean la mayoría de un grupo o de otro. Si pones la mitad cálidos y la mitad fríos, podrías romper la armonía de los colores, por tanto, para ir sobre seguro y no equivocarte sigue mi consejo.

Combinación de texturas y mobiliario

Una vez que has aprendido los colores cálidos y fríos, no lo olvidarás para los muebles tampoco. No mezcles unos estampados con otros. Las texturas lisas y claras aportan mayor amplitud visual. Las texturas con estampados y colores vivos son más cálidas, las puedes usar para darle un toque más vivo a la estancia.

Puedes poner unos toques de color intenso en piezas pequeñas, como adornos, puffs, etc. con eso conseguirás cambiar el color predominante de la estancia cuando quieras, sin tener que cambiar el mobiliario. Respecto a la textura de la pared, puedes poner cerámica, piedra y multitud de materiales que hay en el mercado. Pero ¡ojo!, si vas a poner papel pintado, debes procurar que la pared esté lisa, completamente lisa.

TRUCO: Si no quieres molestarte en alisar la pared, pon una pared de Pladur y coloca el papel pintado sobre ella.

Estate pendiente de que no te hagan chapuzas, pues hoy en día cuando te compras una casa, viene normalmente con gotelé, porque les resulta más cómodo y cubre los desperfectos de la pared. Si quieres poner papel, tendrás que llamar a un buen pintor y decirle que te lo deje bien liso. Esto supondrá dos beneficios para ti; en primer lugar el papel te quedará precioso, y en segundo lugar, si algún día te cansas del papel y quieres dejar sólo la pintura, siempre te quedará mejor que con el gotelé, pues da un aspecto más moderno, limpio y sin irregularidades.

Respecto a la textura de los muebles, debes tener en cuenta que normalmente son los que más volumen ocupan en la habitación, por tanto, piensa que visualmente es lo que predominará. Te recomiendo que uses materiales y texturas sencillas y que los combines con detalles de color y del estilo que te guste. Por ejemplo, si te gusta darle un toque de color al salón y te gusta mucho el rojo, pero la habitación es tan pequeña que no puedes ponerle un sofá rojo, pues le comería todo el espacio visual al salón, puedes probar a ponerle uno blanco, de una textura lisa y acompañarlo con cojines rojos para darle el toque de color
que necesitas. Si lo que tienes es una estancia muy grande, los estampados empequeñecerán la habitación y le darán mucha calidez.

Sabido esto, estás casi listo para decorar tu casa con las bases principales de la decoración.

Decora tus paredes con Allposters

Mobiliario según el estilo elegido

Aunque el estilo ecléctico está muy de moda, si no tienes mucha experiencia con la decoración, no te lo recomiendo. Este estilo es el más difícil de conseguir, pues mezclar estilos de una forma correcta y armónica, no es fácil. Te aconsejo que elijas un estilo y seas fiel a él. Esto no quiere decir que no puedas ser flexible. Si lo que quieres es romper con un estilo, ten en cuenta que puedes añadir un mueble antiguo en casi cualquier estilo, eso dará calidez y personalidad, pero no abuses de las mezclas.

¿Te ha gustado?... ¡Compártelo!...