¿Cómo Decorar Sin Arrepentirse De Las Compras?

Lo de gastarse un pastón a la hora de decorar la casa no es ninguna novedad. De hecho, si estás en una situación así, no te sientas sola. Hay muchísima gente que se queja de haberse gastado demasiado dinero en un mueble. Otro montón de gente se siente engañada por un vendedor o, peor aún, puedes llegar a sentirte tonta por no haberte dado cuenta antes de que no tenías que haberlo comprado.

Arrepentirse es un sentimiento desagradable, sobre todo porque la mayoría de las veces, no sabes cómo volver atrás y solucionar todo el entuerto.

En primer lugar, debes asumir la responsabilidad. Sustituye la frase “el vendedor me engañó” por la de “me dejé engañar por el vendedor“; y la frase “no debí comprar ese mueble tan caro y feo” por la de “no me tomé la molestia de buscar los suficientes muebles y precios“…

Lo sé, es duro reconocerlo, pero es el primer paso para que no te vuelva a suceder.

Si aún no te ha pasado o quieres que no te vuelva a suceder, ¡enhorabuena! Todavía estás a tiempo de evitar meteduras de pata dolorosísimas para ti y para tu bolsillo. Decorar sin arrepentirse es fácil. Sólo tienes que seguir estos consejos:

  • Deja la cartera en casa. Cuando vayas a ver muebles, tanto si llevas la idea de comprar como si no, deja la cartera en casa. No lleves dinero bajo ningún concepto. Eso evitará las compras por impulso, causantes de miles de arrepentimientos en la decoración del hogar.
  • Prohibidos los flechazos. Hay muebles que enamoran a simple vista. Los ves en el escaparate y dices: ese mueble es para mí. En ese caso, pasa a la tienda, pide información sobre su precio, calidad, etc. Hazle una foto si te deja el vendedor y vete a meditar a tu casa.
  • Busca durante un tiempo. Esto evitará que veas uno más barato que el que compraste ayer… (esto le sienta fatal a cualquiera, pfff) Como mínimo deberías buscar durante una semana, aunque este tiempo puede aumentar según lo complejo que vaya a ser el proceso de tu decoración.
  • Recopila información. Al ir de tiendas, llévate un cuaderno, haz fotografías de los muebles que te hayan gustado, apunta lo que necesites saber: medidas, precios, materiales, colores… Una vez que recojas todos los datos de los muebles que te hayan gustado, elige los que más se adecúen a tu situación (presupuesto, combinación de colores, durabilidad del mueble, etc.) Este paso es importantísimo para decorar tu casa sin arrepentirte después.
  • Hazte una lista. ¿crees que la lista de la compra sólo se hace para ir al supermercado? En otro artículo ya hablé de la lista de la compra, pero me parece tan importante e imprescindible para decorar que quiero volver a repetirlo:  anota los muebles que has seleccionado en el punto anterior. Vé con esa lista a comprar y no te separes de ella. Esa lista es la que te va a decir a gritos si has comprado cosas que no debías.

Con estos consejos, no sólo decorarás sin arrepentirte, sino que presumirás de casa y estarás deseando enseñarla. Entra aquí si quieres saber más sobre cómo decorar tu casa sin arrenpentirte.

Y a ti… ¿se te ocurre otro consejo más? Cuéntalo agregando un comentario.

¿Te ha gustado?... ¡Compártelo!...